El aloe es una planta con un excelente potencial dentro del área medicinal y terapéutica, nutriente que ayudan a estimular la regeneración de las células, incluso ayuda a retrasar el proceso de envejecimiento y deterioro de las mismas. Por lo que muchas personas en el mundo se preguntan ¿cómo realizar preparados caseros terapéuticos con Aloe Vera? y aquí te diremos algunas recetas que pueden ser muy útiles.

Preparados caseros terapéuticos con aloe vera.

Zumo de Aloe Vera: Primero que nada debemos cortar las hojas longitudinalmente y sacar la pulpa; procedemos a licuar junto a cualquier fruta cítrica rica en vitamina C, una de las mejores opciones son el limón y la naranja, aparte que la combinación es muy divina. Agregas 2 vasos de agua y al tener listo el jugo puedes refrigerarlo y tomarlo antes de cada comida, esto te ayudará a tratar los problemas de ardores estomacales, reflujos y demás dificultades gastrointestinales. Un consejo es no refrigerar por más de 4 días.

Ungüento para cicatrizar heridas: uno de los preparados caseros terapéuticos con Aloe Vera es el ungüento cicatrizante, y para esto se deben utilizar las hojas de la penca madura (más de 3 años de plantada), se cortan desde la base, ya que allí se alberga la mayor cantidad de activos necesarios para el proceso de cicatrización.  Se lava la hoja y se machaca todo, se pone sobre una gaza y luego sobre la herida previamente desinfectada. Para que actúe debes dejar al menos una hora y media. Si la herida es profunda realiza el procedimiento 3 veces al día por al menos 5 días, de no ser tan grave con una vez al día por 5 días será suficiente.

Gel de Aloe para calmar quemaduras: Este es otro de los preparados caseros terapéuticos con Aloe Vera más usados por el público en general ya que nos solo ayuda a cicatrizar quemaduras, sino también hidrata la piel seca, reduce las irritaciones y cura la psoriasis. El gel se consigue cortando las hojas  y quitarles las cortezas, esto te proporcionará un gel transparente y mucoso, lo lavas con agua tibia y procedes a aplicarlo sobre las lesiones, para mejores efectos puedes tapar con una gasa. En quemaduras muy graves se debe aplicar no menos de 4 veces al día hasta ir observando la mejora. No sólo cicatrizará, sino que evitara la aparición de manchas y queloides.

Free Divi WordPress Theme, Find new Free Android Games at dlandroid24.com